Inquietos – Ana L. Decoryver

0 56

Bea Muñoz

Estrenamos sección con una entrevista a una emprendedora que hace reformas sin obra y decoración consiguiendo resultados realmente impresionantes.

Sus casi 70.000 seguidores en Instagram, avalan el buen trabajo de Ana Lorenzana. Pero por encima de su éxito profesional, cabe destacar su simpatía, su actitud siempre positiva y sus ganas de seguir creando espacios que no dejen indiferente a nadie.

¿De dónde nace la idea de Decoryver?

Nace de manera espontánea. Empecé decorando mi propia casa. La decoración siempre había sido mi pasión. Fue al ver la impresión de mis familiares y amigos cuando venían lo que me animó a empezar a formarme. La formación es muy importante. Aunque siempre lo enfocaba como hobby, nunca me había planteado nada más allá, en este tiempo no he parado de hacer cursos, de aprender. Después. empecé a subir fotos de mi casa a Instagram, pronto comenzaron las llamadas y los primeros proyectos.

¿Ha sido difícil llegar hasta donde estás hoy?

Ha sido duro, pero tampoco lo he sentido como duro porque cuando haces lo que te gusta todo es más fácil. Este año ha sido complicado, muchas horas, mucho acierto/error… Combinar todo esto con mi trabajo, con mi vida personal, porque como ya he dicho, todo esto empezó como un hobby. La decisión de dejar mi puesto de trabajo después de 28 años en una empresa para dedicarme plenamente a esto, fue realmente difícil.

¿Qué es lo más gratificante de todo esto?

La respuesta del cliente cuando ve el resultado final. He tenido gente que ha llorado cuando ha visto su casa después de mi trabajo, que me ha abrazado. Eso es muy gratificante.

¿Es fácil gestionar Instagram con tantos seguidores pendientes de tus publicaciones?

No, no es nada fácil. Y requiere mucho tiempo. Hay que tener en cuenta que el día que subo un trabajo puedo tener mínimo 15 ó 20 mensajes; a veces he recibido hasta 300 en un día. Respondo a todos siempre. Es algo que me gusta hacer y que haré mientras pueda.

¿Cómo fue la experiencia de participar en la reforma de la panadería Gallego de Fuentidueña?

Muy enriquecedora. Un máster… Era un proyecto muy bonito, es un local con mucha historia. Cuando terminas un trabajo en una casa te marchas y ya está. A la panadería voy, y siempre que paso la siento un poco mía. Fue un trabajo de muchos meses, pero muy chulo.

¿En qué se diferencia Decoryver de la competencia?

Nos diferenciamos en que nuestra política es aprovechar todo lo que se pueda reutilizar. Eso la gente lo valora mucho.

¿Cuáles son tus expectativas de futuro?

No me planteo nada, no tengo expectativas. Ni siquiera sé dónde quiero llegar, donde estaré el año que viene. Estoy viviendo el día adía, disfrutando de cada proyecto, y eso es lo importante ahora.

¿Qué te ha aportado personalmente esta experiencia?

Crecer, demostrarme a mí misma de lo que soy capaz. Pero aún me cuesta mucho exponerme, esa es mi cuenta pendiente.

¿Darías algún consejo a alguien que se plantea emprender?

Los consejos son fácil darlos. Yo soy muy de meterme en los charcos, pero cada paso que doy lo doy con cuidado, comprobando que la piedra donde piso está bien asentada para seguir avanzando. Lo más importante es que lo que hagas sea diferente, que tenga tu sello de identidad.

¿Tienes miedo al fracaso?

¡No! Para nada. Si esto algún día no funciona, me reinventaré. No tengo ningún miedo a eso.


Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más