Condenada a dos años de cárcel por huir con su hijo y ocultarlo para que no lo viera el padre

300

En su empeño por mantener a su hijo bajo su exclusivo control, la acusada se trasladó a la Comunidad de Madrid, donde residió en una vivienda de la localidad de Fuentidueña de Tajo. Tras ser descubierta por la Guardia Civil de Puçol, la mujer saltó con el niño desde una ventana en plena noche y logró escapar.

Fuente: Las Provincias

El Juzgado de lo Penal número 2 de Valencia ha condenado a una madre a dos años y dos meses de prisión por la sustracción de su hijo, que tenía dos años cuando ocurrieron los hechos, y ha inhabilitado también a la mujer para el ejercicio de la patria potestad durante un período de siete años. El magistrado dictó la sentencia una vez concluido el juicio tras el acuerdo de conformidad alcanzado por las partes.

Según los hechos considerados probados por las acusaciones y la defensa, Sarah Virginia E. Q. se ocultó con su hijo en la Comunidad de Madrid entre febrero y septiembre de 2015, cuando fue localizada y detenida por la Guardia Civil. Durante ese tiempo, el padre no supo nada de su hijo.

Tras separarse de su marido, la procesada se marchó a vivir a Barcelona y el padre del menor se quedó en el domicilio familiar en una localidad de la provincia de Castellón. El 10 de julio de 2014, un juez de Sagunto estableció la patria potestad compartida de los progenitores, así como la guarda y custodia por quincenas alternativas.

Sin embargo, Sarah Virginia decidió cortar toda relación del menor con su padre y no le entregó al niño el 12 de octubre de 2014, cuando correspondía el inicio de una de las quincenas de custodia a su exmarido, quien ignoraba el paradero de su hijo.

Como consecuencia de ello y a instancia del padre, el juez modificó el régimen de guarda y custodia, que pasó a ser exclusiva del exmarido de la condenada, aunque el magistrado mantuvo la patria potestad compartida.

A pesar de las sucesivas resoluciones dictadas por el juzgado para que la mujer informara del domicilio del menor y lo entregara a su padre –para el normal desarrollo del régimen establecido–, Sarah Virginia persistió en su ocultación, tanto propia como de su hijo, y manifestó por escrito que no entregaría a su hijo hasta que las denuncias interpuestas por ella contra su exmarido «no fueran totalmente juzgadas».

En su empeño por mantener a su hijo bajo su exclusivo control, la acusada se trasladó a la Comunidad de Madrid, donde residió en una vivienda de la localidad de Fuentidueña de Tajo. Tras ser descubierta por la Guardia Civil de Puçol, la mujer saltó con el niño desde una ventana en plena noche y logró escapar.

Luego ocultó a su hijo en un piso de la calle Oligisto de Madrid tras decirle al dueño que estaba huyendo del padre del menor porque era un maltratador, pero fue localizada otra vez por la Guardia Civil. El 15 de septiembre de 2015, varios agentes del cuartel de Puçol encontraron al niño, detuvieron a la mujer y entregaron al menor a su padre.

Sarah Virginia está cumpliendo otra pena de prisión por maltratar a su hijo y presentar denuncias falsas contra su exmarido, por lo que esta nueva condena firme prolongará su encarcelamiento.

×

Powered by WhatsApp Chat

× ¡Escríbenos por Whatsapp!